El poder de la presencia


En otro artículo os hablé sobre el libro Disciplina sin lágrimas de los autores Daniel J. Siegel y Tina Payne Bryson. Esta vez os quiero recomendar otro gran libro de los mismos autores, El poder de la presencia. En él, descubrimos cómo la presencia de los padres moldea el cerebro de los hijos y configura las personas que llegarán a ser.

Vivimos en una época en la que padres e hijos están cada vez más ocupados y distraídos con el trabajo, los estudios, las extraescolares, las nuevas tecnologías, etc., y pasan cada vez menos tiempo juntos. Como aseguran los autores no hace falta ser perfecto, nadie lo es. En lugar de preocuparse, o de tratar de alcanzar un nivel de perfección que sencillamente no existe, es suficiente nuestra presencia, estar ahí para tus hijos. Es importante estar presentes en la vida de los hijos de una manera cualitativa creando un vínculo que los ayude a sentirse seguros y conectados con el mundo.

Existen cuatro aspectos fundamentales para la educación. Los niños necesitan sentirse seguros, vistos, consolados y a salvo. Estas cuatro cualidades producen un apego seguro, elemento clave para un desarrollo saludable. En suma un niño con apego seguro no solo es más feliz y se siente más satisfecho sino también es más fácil estar con el y criarlo.

El libro incluye también historias, estrategias simples, ilustraciones y consejos para todo tipo de situaciones: cuando nuestros hijos tienen dificultades o tienen éxito; cuando los estamos consolando, aleccionando o discutiendo con ellos; e incluso cuando nos disculpamos por las veces que han echado en falta nuestra presencia. Los autores demuestran que los errores y pasos en falso son reparables y que nunca es demasiado tarde para recomponer la confianza rota.

Todos los niños son distintos y vamos a cometer errores y a reaccionar de manera exagerada ante algunas situaciones ocasionalmente Pero no olvidemos que podemos crear en nuestra casa un entorno general de seguridad y bienestar para nuestros hijos.


Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*