Las dulces flores

Cuando vi esta manualidad hecha con rollos de papel higiénico en un blog extranjero me encantó. Pronto llegará el fin de curso escolar y pensé que no está de más agradecer a las maestras de Helena todos los esfuerzos que hacen diariamente. Decidí hacer estas bonitas flores con un interior dulce. La elaboración es simple, rápida y económica. Es un regalo que seguramente hará contentos a todos los destinatarios.

Para elaborarlo necesitaremos:

  • rollos de papel higiénico
  • papel de crespón de diferentes colores
  • pegamento para el papel
  • hilo, cuerda o cinta
  • decoración
  • y algo dulce para rellenar

Primero cortamos 2 cintas de papel de crespón en 2 colores diferentes. Tienen que medir un mínimo de 20 cm de longitud y 12 cm de grosor.

Luego hacemos en la parte superior los pétalos redondeados con un corte de aproximadamente unos 11 cm en la parte central, como se puede observar en la imagen.

A continuación tenemos que cerrar el rollo por uno de los extremos.
Cortamos un círculo de diámetro más grande que el del agujero del rollo y lo cubrimos. Yo puse 2 círculos para que el fondo fuera más resistente.

Después cubrimos cuidadosamente el rollo con pegamento, enrollamos con el papel de crespón con los pétalos en el lado opuesto del lado cubierto. Lo mismo hacemos con el otro trozo de papel.




Introducimos en el interior del rollo los dulces y para cerrarlo lo atamos con la cinta. Modelamos los pétalos para que tengan la forma de una flor.




Para terminar solo falta decorarlos. Yo tenía estas mariposas pero puede ser cualquier cosa que nos guste o tengamos a mano.




Un bonito regalo de todo corazón.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*